Saltar al contenido

Es la Nueva Normalidad el salvavidas para la economía, no para la salud

8 abril 2020
no mas confinamiento

México reanudará sus actividades de manera escalonada en los siguientes días, sin embargo, aunque esta noticia puede ser de entusiasmo para muchos que ya quieren salir y vivir como todo era antes. Esto no es así

En realidad esta medida genera dudas sobre si el país está listo para volver a su rutina, ya que no hay pruebas de que existan condiciones para hacerlo, lo que podría ocasionar que aumenten los contagios o que surjan nuevos.

Si, es cierto… queremos salir, ir a comer fuera, ir al cine, pasear en el centro comercial, atorarnos en el tráfico, visitar a la familia, reunirnos entre amigos, ir a bailar…. Pero debemos reconocer que el SARS-CoV-2 de cuerpo en cuerpo afecta de forma muy diferente. Así que bajar la guardia sobre el contagio no es buena idea.

Reapertura económica en México a través de la Nueva Normalidad

¿Volveremos a tener la misma vida que antes? No… Porque el nuevo coronavirus llegó para quedarse, y los hábitos de lavado de manos, sana distancia, no al saludo entre abrazos y besos y el monitoreo de la salud ya son prácticas que deben mantenerse para siempre.

La política del regreso al trabajo tiene como objetivo reanudar la producción económica del país y se alinea con la de otros gobiernos en todo el mundo, pero en el caso de México surgen inquietudes, dado que los datos de la Secretaría de Salud (SSa) evidencian que aún no existen condiciones para hacerlo, al menos durante los siguientes días.

El plan de reapertura de las actividades sociales, educativas y económicas anunciado por la Secretaría de Economía (SE) contempla tres etapas.

La primera iniciará el 18 de mayo, la segunda se realizará del 18 al 31 del mismo mes, y la tercera arrancará el 1 de junio, cuando termina la Jornada Nacional de Sana Distancia.

La reapertura de empresas esenciales tiene ahora la responsabilidad de vigilar los posibles contagios entre sus grupos de interés y adoptar medidas permanentes contra el COVID19

1ero de junio México se reactiva poco a poco

En la primera etapa se hará la reapertura de los llamados “municipios de la esperanza”, aproximadamente 269 en 15 estados, donde no se tienen reportes de contagios y tampoco colindan con entidades de alto riesgo.

Por ahora, no es posible saber cuáles son los municipios contemplados en esta fase, aunque la SE informó que los detalles se darán a conocer más adelante.

Para la segunda etapa, que es la de preparación, se capacitará durante 14 días a los trabajadores con el objetivo de que se les garantice un ambiente laboral seguro, debido a que las organizaciones tendrán que adecuar sus espacios al instalar filtros de ingreso, así como activar mecanismos de sanitización e higiene.

Sistema de semáforo control COVID19

En la tercera y última etapa, la SE en coordinación con otras dependencias implementará un sistema de semáforo por regiones con cuatro colores (rojo, naranja, amarillo y verde) y cinco categorías que se dividirán en medidas de salud pública y de trabajo; actividades laborales esenciales y no esenciales; espacio público abierto y cerrado; personas vulnerables, y escolares.

Esto quiere decir que cuando el semáforo se encuentre en rojo, o en el máximo nivel de alerta sanitaria, solo se reanudarán las actividades esenciales, como la minería, construcción y fabricación de equipo de transporte. Para cuando cambie a verde se hará la reactivación de actividades escolares, sociales y de esparcimiento.

Municipios de la Esperanza

¿Cuáles son y por qué se denominan así en el plan de la ‘Nueva Normalidad’?

Los municipios de la Esperanza se refieren a los que regresarían a sus actividades cotidianas el próximo 18 de mayo. Forman parte de la primera etapa de reactivación, la cual será para actividades escolares y laborales.

Son 269 municipios distribuidos en 15 estados del país

  • Oaxaca
  • Sonora
  • San Luis Potosí
  • Chihuahua
  • Coahuila
  • Nuevo León
  • Durango
  • Zacatecas
  • Jalisco
  • Colima
  • Guanajuato
  • Querétaro
  • Chiapas

Priorizar la economía o la salud?

Conforme los casos disminuyen, diversos países comienzan a relajar las medidas contra la pandemia, incluyendo el cierre de lugares donde se concentran grandes cantidades de personas como restaurantes, plazas comerciales o bares.

Según el Banco de México La actividad económica en México se hundirá 14% anual en el segundo trimestre de este año, lo que implicará una caída histórica, y además se prevé que la recesión se prolongará hasta el primer trimestre de 2021.

La pandemia de Coronavirus (COVID-19) se ha vuelto el principal problema público a nivel global. Aunque sus efectos son notorios (siendo el más evidente la necesidad de aislamiento, por ahora voluntario) es una crisis muy distinta a lo que hemos vivido en tiempos modernos. Está claro es que esta pandemia nos afecta a todas y todos y que estamos juntos en esto. La economía de México es lo que más preocupa a todos, en todos los niveles.

Los empresarios que pagan sueldos en días de no producción, los empresarios con gastos fijos como renta, pago empleados y servicios en días de no ventas y comercio informal sin visitas porque todos estamos en casa por la cuarentena nacional. Todos los días estamos al tanto de La Mañanera de AMLO y sus respuestas ante la inquietud de la Iniciativa Privada y Comunidad en General que ya teme por la recesión que se viene… Entonces: ¿Cómo fortalecer la economía de México ante COVID19 desde lo local? Hasta que el Gobierno abra presupuestos… Por ahora Hágamos Fuerza Colectiva y Sumemos para el Bienestar de Todos.

La contingencia también se convierte en un llamado a la participación y la solidaridad: a no dejarnos solos en horas difíciles, a demostrar que el espíritu colectivo existe en cada ciudad. Bases de una economía colaborativa en tiempos de crisis:

Economía de Barrio

Ante la disminución de la actividad económica, los negocios locales son quienes están menos preparados para resistir. Igualmente, las personas más vulnerables de cada barrio o colonia les será difícil adoptar el aislamiento voluntario y podrían enfrentar escasez de alimentos, medicamentos o productos de primera necesidad, así como el desconocimiento de alternativas para enfrentar la crisis.

Acciones relevantes:

  • Denunciar en grupo abusos como subida de precios injustos o acaparamientos.
  • Activar centros de acopio comunitarios de víveres y productos de primera necesidad en coordinación con la Municipalidad.
  • Realizar un directorio de negocios locales e incentivar la compra de sus productos y promocionar su entrega a domicilio.
  • Educar para prevenir las compras de pánico.
  • Identificar personas o grupos vulnerables y orientarlos hacia programas de apoyo.
  • Promover la Comunicación Responsable y evitar la difusión de comunicados, noticias o recomendaciones falsas.
  • Emprender un negocio y promoverlo en la comunidad como negocio local.

Salud Comunitaria

Además de los problemas de salud relacionados al COVID-19, el resto de las necesidades médicas seguirán presentes durante la contingencia: desde personas mayores que necesiten medicamentos, hasta personas que requieran atender su salud mental. ¿Cómo mantener un barrio con salud física y mental? Porque a fin de cuentas, la salud es lo primordial.

Acciones relevantes:

  • Llamar a autoridades de salud ante posible contagio en la comunidad.
  • Surtido de medicamentos. Apoyar a adultos mayores a recibir sus medicamentos, en caso de ser necesario.
  • Realizar y difundir el Directorio de Emergencias Local.
  • Recomendar documentales, horas de lectura, dinámicas en línea o concursos de cultura para compartir hobbies en común.
  • Voluntariado de paseo para mascotas

COVID-19 es mucho más peligroso para las personas mayores y aquellos que tienen condiciones de salud subyacentes. Esto obliga a muchas personas en nuestra comunidad a permanecer aisladas en sus hogares sin acceso a alimentos.

Seamos Responsables