Saltar al contenido

El servicio de paquetería en el futuro, tiene que ser sustentable y silencioso

Los drones están cambiando el contexto y el poder de la industria ahora recibir tu paquete será más rápido. Actualmente estas ligeras máquinas voladoras pueden cubrir grandes distancias y llevar pesos considerables. Por eso los drones han recibido una gran atención por parte de varias industrias. La paquetería esta a un paso de volverse un revuelo tecnológico.

A tan sólo escasos meses de su prueba una DHL envío por primera vez medicamento y otro tipo de materiales de salud mediante un dron, llamado parcelopter (nombrado así porque en ingles “parcel” significa paquete). Ahora grandes empresas como Amazon están buscando expandir el uso de drones. Antes de lograrlo, los drones tendrán que pasar varias pruebas de factibilidad. Asimismo deberán probar que son totalmente seguros tanto para los productos que llevan como para las personas.

El cliente que compra online quiere tener el control total de las transacciones: una vez hecha la compra, quiere el producto dónde, cuándo y cómo quiere. Así, es frecuente encontrarnos con servicios de mensajería que ofrecen entregas «a deshora», en franjas horarias especiales: sábados por la mañana, domingos, intervalos específicos («de 16 a 18», «de 19 a 21»); en lugares concretos (a domicilio, en punto de conveniencia…) y otras muchas modalidades especiales.

De hecho ya existen detractores, o mejor dicho, personas que afirman que este tipo de reparto no va a funcionar, aunque la mayoría de los argumentos en contra tienen que ver con la legislación vigente sobre drones y, en general, cualquier objeto volador que navegue a baja altura, sobre las ciudades y núcleos de población.

Pero la legislación se adaptará, y lo que vendrá después será increíble. Las empresas de transporte de paquetería vivirán una auténtica revolución cuando los vehículos autónomos tomen el control. Las flotas se gestionarán con la máxima eficiencia y cada empresa podrá diseñar sus estrategias para la entrega de «última milla». Por qué no, cada empresa puede tener su propio punto de conveniencia en el que recibir todos los paquetes con destino a una zona determinada, y los drones se encargarían de esa entrega final. ¿Dónde? En el lugar que se haya acordado: tu terraza, en el jardín o, por qué no, en el maletero de tu coche autónomo.

En el mundo del vehículo autónomo podemos dejar volar nuestra imaginación. Podemos considerar cada vehículo como un conjunto de hardware y software que se comunica con otros vehículos en tiempo real, siguiendo protocolos de comunicaciones. Para una entrega acordada en el maletero, bastaría con que ambos vehículos se conectasen y, llegado el momento de la entrega, el maletero se abriese con una combinación de claves seguras, para recibir el paquete y volver a cerrarse. Luego solo sería necesario actualizar las apps adecuadas para que nosotros recibamos la notificación: «paquete entregado y disponible en tu maletero«

Amazon Prime Air es un próximo servicio de entrega de drones que Amazon está desarrollando actualmente. Se espera que comience las operaciones en ciudades seleccionadas a partir de finales de 2019.