Lo que todo alcalde debe saber y respetar: Principios básicos de urbanismo inteligente

Pasa la nota:

En el urbanismo inteligente está el futuro sostenible de las ciudades

Lograr que el urbanismo se desarrolle de una manera efectiva es una responsabilidad compartida entre gobierno, sectores productivos privados y los habitantes de una ciudad, quienes deben dar un visto bueno a la labor profesional de diversos creativos visuales que se involucran con estas tareas: arquitectos, diseñadores industriales, interioristas arquitectos del paisaje, urbanistas y otros profesionales de lo visual.

Principios de Urbanismo Inteligente  (PIU) es una teoría de la planificación urbana integrada por un conjunto de diez axiomas destinados a orientar la formulación de planes urbanísticos y diseños urbanos. Tienen la finalidad de conciliar e integrar diversos problemas de planificación urbana y  de gestión. Estos axiomas incluyen la sostenibilidad medioambiental, conservación del patrimonio, la tecnología apropiada, eficiencia de la infraestructura, creacion de lugar, “Acceso Social”, el desarrollo orientado al transporte, la integración regional, la escala humana y integridad institucional.

Termino “Acceso Social”  creado por Prof. Christopher Charles Benninger.

  • Principio Uno: Un equilibrio con la naturaleza hace hincapié en la distinción entre la utilización de recursos y su explotación. Se centra en un umbral más allá del cual la deforestación –la erosión del suelo, el deterioro del acuífero– la sedimentación y las inundaciones se refuerzan mutuamente en los sistemas urbanos destruyendo los sistemas de soporte de vida. El principio promueve las evaluaciones ambientales de ecosistemas para identificar zonas frágiles, sistemas naturales amenazados y de los hábitats que se pueden mejorar a través de la conservación, la densidad, el uso del suelo y la planificación del espacio abierto.
  • Principio Dos: Un equilibrio con la Tradición integra las intervenciones del plan con los recursos culturales existentes, respetando los patrones tradicionales y precedentes de estilo. Respeta recintos patrimoniales y bienes históricos que tejen el pasado y el futuro de las ciudades en una continuidad de valores.
  • Principio Tres: Usar la Tecnología Apropiada promueve los materiales, técnicas y sistemas de construcción de infraestructura y gestión de la construcción que son consistentes con la cultura de las poblaciones –sus capacidades, condiciones geo-climáticas, recursos locales y las inversiones de capital adecuados. El enfoque PIU hace coincidir la interface entre expansión física de los servicios públicos urbanos, cuencas hidrológicas de captación, centros administrativos urbanos y las fronteras electorales de los votantes.
  • Principio Cuatro: La sociabilidad promueve interacción social a través de espacios públicos, en una jerarquía de lugares, ideada para solaz personal, amistad involucrada, romance, hogar, comunidad vecinal y vida cívica. Promueve la protección, mejora y creación de “espacios públicos abiertos” que sean accesibles para todos.
  • Principio Cinco: Eficiencia promueve un equilibrio entre consumo de recursos urbanos, como energía, tiempo y  finanzas, con los logros planificados en niveles de confort, seguridad, acceso, permanencia, y niveles de higiene. Se fomenta que se comparta de manera óptima la tierra, carreteras, instalaciones y redes de infraestructura para reducir los costos por hogar, aumentando la asequibilidad y la viabilidad cívica.
  • Principio Seis: La Escala Humana fomenta arreglos urbanos a nivel suelo, orientados al peaton, basado en dimensiones antropométricas, lo contrario a escala de maquina. –Villas urbanas caminables, de usos mixtos son promovidas preferentemente sobre zonas y manzanas mono_funcionales, interconectadas por carreteras y rodeadas por lotes de estacionamiento
  • Principio Siete: Matriz de Oportunidad enriquece a la ciudad como un vehículo para el desarrollo personal, social y económico, a través del acceso a una amplia gama de organizaciones, servicios e instalaciones, ofreciendo una variedad de oportunidades para la educación, la recreación, el empleo, las empresas, la movilidad, la vivienda, la salud, la seguridad y las necesidades básicas.
  • Principio Ocho: Integración Regional, contempla la ciudad como parte orgánica de un mas grande sistema geográfico, ambiental, económico, social y cultural, que es esencial para su sostenibilidad futura.
  • Principio Nueve: El Movimiento Equilibrado promueve sistemas integrados de transporte compuestos por senderos peatonales, carriles bici, carriles de bús expreso, corredores de tren ligero y canales de automóviles. Los nodos de division modal entre estos sistemas se convierten en dominios públicos alrededor de los cuales se agrupan centros urbanos especializados y Villas Urbanas caminables de usos mixtos.
  • Principio Diez: La integridad institucional reconoce que las buenas prácticas inherentes a los principios considerados sólo se pueden lograr mediante la implantación de una gobernanza local responsable, transparente, competente y participativa. Reconoce que dicha gobernanza se funda en bases de datos adecuadas, en los debidos derechos, en responsabilidades y deberes cívicos. La PIU promueve una serie de herramientas facilitadoras y promocionales de gestión del desarrollo urbano para lograr prácticas urbanas inteligentes, sistemas y formas.