Saltar al contenido
Compartimos Cosas Buenas – seresponsable.com

En el 2020, el planeta Tierra estaba cerca del colapso por uso de recursos desmedidos

El día que marca el momento en que hemos agotado un año de los recursos del Planeta Tierra es el 22 de agosto, el último en años.

Que es IMECA

Nuestro planeta Tierra tiene una cantidad finita de recursos, y estos se renuevan tan rápido; los árboles crecen tan rápido, solo se pueden extraer tantos metales, hay una cantidad limitada de carbono que nuestros océanos pueden secuestrar. 

Estamos agotando estos recursos antes de que puedan reponerse. Cada año, el grupo de investigación Global Footprint Network lo cuantifica calculando Earth Overshoot Day, la fecha en la que nuestra demanda sobre la naturaleza coincide con la cantidad que nuestros ecosistemas pueden renovar en un año completo. Es el día en que hemos agotado nuestra asignación anual de recursos de la Tierra, y generalmente llega mucho antes del 31 de diciembre.

El día D del planeta Tierra, cuando la demanda de recursos naturales termina con los ecosistemas de forma terminal

En el 2020 el día D de la Tierra estaba agendado para el 22 de agosto. El Día del Sobregiro de la Tierra. Eso no es genial, considerando que queremos que un año de recursos dure un año calendario completo, o idealmente más, para que no nos endeudemos continuamente. 

Pero es una mejora con respecto a 2019, cuando el Día del Sobrepaso de la Tierra aterrizó el 29 de julio . Eso significa que hemos retrasado la fecha tres semanas, y fue gracias a los bloqueos de COVID-19, que al menos redujeron temporalmente las emisiones. La pérdida de naturaleza, sigue. Pero en el 2020… hubo una pausa importante global y eso ayudó a retroceder el día D.

Eso es alentador, ya que muestra que es posible hacer retroceder el Día del Sobrepaso de la Tierra, pero los cierres cerrados no son una forma ideal o sostenible de reducir nuestras emisiones de gases de efecto invernadero. “El objetivo es cambiar la fecha por diseño, y no por desastre”, dice Mathis Wackernagel, fundador de Global Footprint Network. “No queremos tener más movimientos por desastre porque eso es doloroso”.

El día D, no debe de llegar. No podemos forzar una deuda ambiental y provocar un sobre giro de recursos en el Planeta Tierra

Históricamente, el Día del Sobregiro de la Tierra se adelanta cada año. En 2016, fue alrededor del 8 de agosto; 2017, 2 de agosto, en 2018, 31 de julio. En 2000, fue a fines de septiembre. Esta no es la primera vez que se ha movido hacia atrás, pero “nunca lo ha hecho tanto”, dice Wackernagel. 

La crisis del petróleo de 1980 y la recesión de 2009 retrasaron la fecha, por ejemplo, pero solo unos días como máximo. Durante los primeros tres meses de 2020, hubo una caída del 3,8% en el consumo de energía y una caída del 5% en las emisiones, según datos de la Agencia Internacional de Energía. Teniendo en cuenta el ciclo completo del carbono (cambio de uso de la tierra, secuestro de carbono, etc.), estimaciones de Global Footprint Networkque desde el 1 de enero de 2020 hasta el 22 de agosto, nuestra huella de carbono total disminuyó un 14,5%. La desaceleración económica también alivió nuestra demanda de productos forestales. La industria forestal canadiense informa que la cosecha de madera se está reduciendo en aproximadamente un 60% este año en comparación con el año anterior.

Pacto de Paris

Para cumplir con los objetivos climáticos de París, esas reducciones de emisiones y la  desaceleración de la deforestación deberán continuar.

 Las reducciones que hemos presenciado este año van por buen camino con las reducciones anuales que deberíamos ver a partir de ahora. Eso puede ser difícil de imaginar, ya que este progreso tuvo efectos devastadores en la economía y la salud. ¿Es posible? ¿Vale la pena?” 

Pero eso se debe a que hemos logrado esta disminución a través de un desastre, no por diseño. “Si lo hacemos por diseño, podríamos encontrar el camino más cómodo a seguir”.

@SeResponsable – Blog de noticias hoy. Trending México.