En la hora pico de Nueva York, las bicicletas públicas convienen más que los taxis

Pasa la nota:

De acuerdo a un nuevo estudio, este sistema no solo es más verde, sino más rápido cuando hay más tráfico.

Los ciclistas experimentados saben que con frecuencia los viajes cortos se hacen más rápidamente con el poder del pedal en lugar del caballo de fuerza, particularmente en la sumamente densa y congestionada ciudad de Nueva York. Pero a medida que la Gran Manzana lucha por reducir las emisiones de carbono al controlar el tráfico automovilístico y redoblar la expansión de su programa de bicicletas públicas, les convendría a los líderes de la ciudad recordarles a los viajeros en taxi del poder de los pedales.

Ya se ha establecido que un porcentaje enorme de viajes en taxi y en bicicletas públicas cubren distancias similares en Nueva York. En 2014, casi 34,000 viajes diarios se hicieron usando el sistema Citi Bike, mientras que más de 400,000 viajes se hicieron con taxi. Aproximadamente un 55% de los viajes en taxi recorrieron menos de dos millas, la misma distancia recorrida en un viaje promedio en bicicletas públicas.

Ahora nuevas investigaciones indican que, en comparación con muchos de esos viajes en taxis, las bicicletas públicas ahorrarían tiempo. En un estudio publicado en Transportation Research este mes, investigadores de la Universidad de Toronto y de la Universidad de Florida Central examinaron datos de Citi Bike (los cuales están disponibles mediante el sitio web del servicio) y datos sobre viajes en taxis durante 2014. Encontraron que usar bicicletas públicas puede competir con o hasta superar la rapidez de los taxis durante las horas más importantes del día.

Los coautores del estudio —Ahmadreza Faghih-Imani, Sabreena Anowar, Eric J. Miller y Naveen Eluru—examinaron viajes en taxis realizados dentro del área de servicio de las estaciones de Citi Bike en 2014. Identificaron a todos los viajes en taxi que se hicieron desde y hasta lugares que quedaban dentro de 250 metros de una estación de Citi Bike, lo cual es una distancia lo suficientemente corta para poder sustituir un viaje en taxi con un viaje en bici. Entonces calcularon los tiempos promedio de viaje para todas esas combinaciones de puntos de partida y destinos finales.

Después evaluaron los tiempos de viajes en cuatro intervalos diferentes de tiempo: mañana (7:00 a 10:00 a.m.), mediodía (10:00 a.m. a 4:00 p.m.), tarde (4:00 a 7:00 p.m.) y atardecer (7:00 a 10:00 p.m.), tal como se indica en la tabla abajo.

He aquí cómo se comparan los viajes en bicis compartidas y en taxis según la distancia (demostrada en el eje x), tanto en términos de número (el eje y a la derecha) y porcentaje (el eje y a la izquierda). En verde: Citi Bike es más rápido. En rojo: Los taxis son más rápidos (Transportation Research).

En promedio, los investigadores encontraron que los taxis que se tomaron dentro del rango de una estación de Citi Bike fueron una opción un poco más rápida que montar una bicicleta. Pero cuando las distancias de viaje fueron más cortas y en tiempos en que era más probable que las vías estuvieran congestionadas, disminuyó la diferencia en tiempos de viaje. En los días entre semana, más de la mitad de los viajes que recorrieron menos de 3 kilómetros (unas 1.8 millas) se hicieron tan rápidamente o más rápidamente con Citi Bike que con un taxi. La ventaja de Citi Bike es más fuerte mientras menos distancia se recorra en los viajes: entre 20% y 36% de viajes realizados día entre semana que fueron menos de 2 kilómetros (1.2 millas) se realizaron más rápidamente en bicis que en taxis.

Cabe notar que, hasta cierto punto, el auge de Uber y Lyft ha cambiado las distancias promedio de los viajes en auto en Nueva York, ya que esos servicios han acaparado tanto los viajeros en transporte público que viajan mayores distancias como los viajeros que viajan distancias cortas en taxis. Este estudio no incluyó datos de viajes realizados mediante Uber y Lyft, ya que estos no estaban disponibles hasta hace poco. Pero las investigaciones ofrecen un marco útil para un estudio futuro que examine todos estos modos de transporte en conjunto.

No sorprende que la congestión en hora pico de Nueva York sea tan horrible que una simple bicicleta de tres velocidades le gane a un motor de auto de combustión interna. Lo que llama la atención en este caso es el potencial de conversión de andar en auto a andar en bici. ¿Qué pasaría si Citi Bike probara incentivos de precio durante la hora pico para tratar de inducir a más viajeros a que tomen bicicletas en partes clave de la ciudad? ¿Qué pasaría si las estaciones ofrecieran una herramienta sencilla para planificar viajes en bici para que los viajeros reacios a la navegación y acostumbrados a autos se sintieran más cómodos? ¿Qué pasaría si Citi Bike anunciara el simple hecho de que el ciclismo puede ser más rápido que taxis o Uber en las horas más urgentes del día?