Saltar al contenido

7 pasos para vivir sin miedo al fracaso y acercarse a la paz y éxito personal.

¿Tienes miedo al fracaso, al rechazo o a no ser suficiente? Aunque no lo creas, el miedo es muy común en nuestras vidas, y si lo permitimos, nos puede mantener encerrados en una prisión del conformismo y comodidad.  Tal vez no has alcanzado tus metas en la vida porque vives con miedo. 

7 pasos para que conviertas tu miedo al fracaso miedo al fracaso en gasolina para alcanzar tus objetivos.

Determina la fuente de tu ansiedad

Si estás pensando en tus preocupaciones constantemente y la angustia es tu pan del día a día, es una señal de que estás viviendo con miedo. Así que toma papel y lápiz y anota todo lo que te está generando miedo. Te ayudará a tener una sensación de control sobre tu vida. 

Reconoce que la vida pasa por ti

Tú eres el dueño de tu propio destino, debes reconocerlo y aceptar que puedes ver el mundo como un lugar de oportunidades y no de obstáculos. Reconocerlo es lo primero para que el miedo no te controle. 

Deja las excusas

Las excusas son otra piedra en el camino que te hace vivir con miedo. ¿Por qué? Porque te da la razón por la que no quieres salir de tu zona de confort. Si de verdad quieres cambiar tu vida y arriesgaste a un cambio, deja las excusas a un lado y comienza a crear objetivos que te ayuden a sentirte mejor contigo mismo. 

Convierte tus “deberías” en “debes”

¿Te gustaría crear tu propio emprendimiento? ¿O vas a crear tu propio emprendimiento? Es muy diferente lo que aspiras ser a lo que estás haciendo para ser eso que tú quieres. ¡Así que manos a la obra!

Adopta una mentalidad de crecimiento

Muchas personas renuncian a sus metas porque creen que son inalcanzables. Una verdadera mente de crecimiento es aquella que busca nuevas estrategias para afrontar la adversidades, rendirse no es el camino y es la muestra de que vives con miedo. 

Practica el cuidado personal

Dominar tus emociones y tu forma de pensar es psicológico, pero también es físico. Si sientes que estás viviendo con miedo, cambia tu postura e imagen a una donde te sientas más empoderado/a. 

El dolor trae información valiosa.

Sí, intentarlo a veces genera fracaso, pero lo intentaste y eso es un gran avance para continuar y evitar el mismo error. De los errores se aprende. 

miedo al fracaso miedo al fracaso miedo al fracaso

Ley de la Felicidad

Hay leyes y teorías para todo. La Teoría del Big Bang explica cómo surgió la vida: de una gran explosión, una población a menudo se acercó a la garganta.

La Ley Universal de la Gravitación explica cómo cada objeto del universo atrae a otros objetos con una fuerza que depende únicamente de su proporcionalidad y del producto de su masa. Incluso hay una teoría que proclama que el universo muere cada vez que un ojo humano se pone sobre la llamada energía oscura. La ley de la atracción y manifestación no es diferente. Es simplemente una colección de ideas y pensamientos que, aunque parecen descabellados, tienen relevancia y aplicación en la vida de muchas personas.

Sin miedo al fracaso con química cerebral para encontrar bienestar y felicidad

Seguramente has escuchado hablar de las “hormonas de la felicidad”, y aunque es cierto que en el ámbito científico no se les conoce exactamente así, reciben este apodo porque están relacionadas con las sensaciones de bienestar tales como alegría, amor y placer, y tienen que ver con la creación de lazos afectivos. Dicho efecto se logra porque dichas sustancias neuroquímicas inciden directamente en el “centro de recompensa” del cerebro, ubicado en la base del ganglio.

Estas hormonas son cuatro sustancias químicas llamadas serotonina, oxitocina, dopamina y endorfinas. Todas ellas juegan un rol fundamental en el estado anímico, ya que se encargan de estimular, regular y controlar las funciones de varios tejidos y órganos. Además, están presentes cuando te encuentras en situaciones que te hacen sentir bien.

Lo más interesante es que cualquiera puede realizar distintas actividades, todas ellas muy sencillas e inmediatas, para fomentar su producción natural y mantener un mejor ánimo y un estado de bienestar.

Serotonina: la hormona del placer y el humor

La serotonina influye en el humor, regula el sueño, el apetito y la presión, y tiene que ver con las sensaciones de placer. Sus funciones como neurotransmisor en el sistema nervioso central incluyen la inhibición de sentimientos y emociones negativas como ira y agresión. Además, afecta el estado de ánimo y el deseo sexual, e influye en la regulación de la temperatura corporal, presión arterial, capacidad de descanso y del apetito.

Cuando sus niveles en el organismo son bajos puede haber depresión y ansiedad, mientras que en niveles óptimos ayuda a promover la felicidad y mantener el bienestar general.

Cómo producir serotonina de manera natural

  • Asoléate alrededor de 15 minutos al día, de preferencia antes de las 11:00 y después de las 16:00 horas, cuando hay menos radiación. La luz solar ayuda a sintetizar la vitamina D, la cual es importante para que el cerebro produzca este neurotransmisor. 
  • Consume alimentos ricos en triptófano, un aminoácido esencial que interviene en la síntesis de serotonina, como leche, chocolate oscuro, pollo, pavo, salmón, atún, sardina, huevo, plátano, aguacate, piña, ciruela, espinacas, zanahoria, apio, brócoli, frutos secos, cereales integrales, semillas y legumbres.
  • Haz ejercicio. Al estar en movimiento, el organismo genera reacciones químicas que propician la producción de triptófano y serotonina. Y es mejor aún si lo haces en un lugar rodeado de naturaleza, como un parque o bosque, o en la playa.